Me gustaría mucho asistir a una fiesta liberal... ¿Cómo se lo digo a mi pareja?

Fiesta-wyylde

Me gustaría mucho asistir a una fiesta liberal… ¿Cómo se lo digo a mi pareja?

Contacto Swinger España e intercambio de parejas, Fiestas liberales y de intercambio de parejas   |   No comment

Cuando alguien se plantea descubrir el ambiente liberal o swinger, lo primero que hace es buscar por internet todo lo relacionado con el tema. El caso más frecuente es que sea el hombre quien empiece la búsqueda encontrándose con páginas web de contacto swinger o con anuncios de Clubs liberales y de intercambio de parejas. Tras la búsqueda, piensa que es el momento de plantearlo a su pareja, que suele ser, en la mayoría de los casos, más reticente. Por su educación, a la mujer le cuesta mucho más vencer los prejuicios que al hombre, y muchas veces puede pensar que este deseo se debe a que ya no es atractiva o que su compañero se aburre con ella.

 

Si, como pareja, lleváis poco tiempo juntos, quizás no sea el momento de dar el paso hacía una relación swinger, porque fácilmente la parte femenina puede sentirse poco querida y aún menos valorada. Así que, salvo que ambos tengáis experiencia previa, es mejor esperar un poco para adentrarse en el ambiente liberal. No es nada fácil comunicar el deseo de ser liberal, y eso independientemente de si eres hombre o mujer. Pero, puesto que en la mayoría de los casos es el hombre quien quiere seducir a su mujer para entrar en el mundo liberal y libertino, aquí van algunos consejos.

 

Si, después de hablarlo con tu pareja, ves una cierta curiosidad, entonces es el momento de sugerir la exploración del mundo liberal y swinger.
Ten en cuentas estas recomendaciones genéricas:

 

— Debes ser sincero con tu pareja femenina sobre tus deseos y, al principio, sería bueno plantearlo como una simple fantasía sexual. Tienes que tener tacto y no pretender de golpe vencer todas las barreras. Explora qué fantasías tiene tu compañera que puedan servirte de trampolín para dar el paso.

Ten paciencia y deja pasar un tiempo prudencial entre la primera vez que planteas la cuestión y la siguiente. No seas pesado y desde luego no tienes derecho a plantear ningún tipo de chantaje sentimental, ni coacción del tipo: “…es que yo lo necesito”, “…es que nuestra relación se está apagando”.

Plantéalo desde el principio como una actividad y una complicidad de la pareja, no como una necesidad tuya, sino como una actividad divertida para los dos. Usa Internet para explorar juntos las posibilidades, plantea por adelantado las condiciones y respeta los límites. Uno de los miedos que puede tener tu pareja es que la dejes “de lado”. Debes asegurarle que será todo lo contrario, que esta experiencia os va unir más todavía, como una aventura compartida entre los dos.

Respeta la negativa. Si no quiere, no quiere. Tus deseos no tienen porqué ser los suyos y lo que es positivo y enriquecedor para ti, no tiene porque serlo para ella. Para que una pareja dure, y sea una relación sana y consolidada, hay que saber cuando hay ceder o reportar a más adelante la posibilidad de experimentar el mundo liberal.

 

fiesta-liberal-2

No Comments

Tu comentario